Escuela Taller

CONSEJOS PARA PLANTACIÓN Y MANTENIMIENTO DE ROSALES

PLANTACIÓN

Elegir siempre una exposición soleada y al resguardo del viento.  

ELECCIÓN DEL TIPO DE ROSAL EN VIVERO.

En los viveros podemos encontrar hoy en día tres tipo de rosales según su forma de presentación:

  1. Rosales a raíz desnuda.

  2. Rosales con cepellón.

  3. Rosales en contenedor..

Los rosales a raíz desnuda como su propio nombre indica nos vienen sin cepellón, la planta tiene sus raíces y su parte aérea pero está desprovista de la tierra o cepellón. Se plantarán necesariamente en invierno. Si la plantación no se hace correctamente en tiempo (invierno) y forma puede haber riesgos de que la planta no agarre. 

Los rosales con cepellón, son prácticamente rosales a raíz desnuda. Después de realizar el arranque de la planta en vivero y dejar la planta a raíz  se ha provisto a la planta de un cepellón con una malla biodegradable, las raíces no sujetan este cepellón y por eso se le pone esa malla  (con el paso del tiempo se degrada). Son mucho más recomendables que los anteriores, ya que ante cualquier subida de temperaturas que implicara movimiento de sabia la planta no correría peligro, por lo tanto no obliga a la plantación inmediata. La plantación se realiza en invierno, pero es posible por la forma de presentación realizarla en primavera temprana.

Los rosales en contenedor, son plantas ya arraigadas en una maceta o contenedor, la planta ha pasado en ese recipiente como mínimo una sabia (mínimo 2 meses de primavera), tienen todas las garantías de agarre y se pueden plantar en cualquier época del año.

PLANTACIÓN DE ROSALES A RAÍZ DESNUDA

Se  realizará la plantación en invierno.

Abrir un hoyo de unos 40cm de profundidad y anchura, colocar en el fondo una capa de estiércol maduro o de abono adecuado, cubrir con una capa de mantillo, echar una tercera capa de tierra de excavación y mezclar bien.

Nota Importante: El estiércol a utilizar será muy maduro y con mucha calidad.

Cortar las raíces largas a unos 25cm y las dañadas también, por encima de la zona estropeada recortar las ramas y sumergir las raíces durante unos minutos junto en  un recipiente con tierra y agua.

Extender bien las raíces en el fondo del hoyo y echar  mantillo teniendo cuidado  de rellenar bien los espacios entre ellas , terminar de rellenar con la tierra de la excavación, pisar delicadamente para una mayor adhesión construye un alcorque para contener el agua del riego.

Regar abundantemente 2-3 veces para facilitar una máxima adhesión de raíces, cubrir con ramillas, paja o similares con un poco de tierra fina para proteger el punto  de injerto, quitar en primavera una vez que el  rosal haya dado señales de reiniciar su actividad.

 

PLANTACIÓN DE ROSALES EN CONTENEDOR

Es posible realizar la plantación en cualquier época del año, Quitar el contenedor dándole un golpe seco en su base si se tiene la sensación de que  el cepellón no sele fácilmente sumergir el cepellón en un recipiente junto con agua durante unos minutos, colocar con tierra procurando de no dañarlo ( la tierra de relleno se puede mezclar con un poco de estiércol bien maduro, mantillo o abono). Inmediatamente después sobre todo en los periodos calurosos y secos, regar abundante y frecuente.

 

CUIDADOS DE CULTIVO

RIEGO

Regar abundantemente durante el año siguiente a la plantación. En años sucesivos bastara con regar en los tiempos secos y comienzo de actividad. Evitar regar cuando haga mucho calor y no mojar las hojas para no dañarlas, es preferible que el riego se aplique en el pie del rosal.

 

CAVADO

Varias veces al año será mejor romper la costra del terreno, entrecavándolo, lo que hace es favorecer la penetración del agua.

 

ABONO

Durante el año siguiente a la plantación, los rosales no necesitan abonos químicos. Se les abona  en mayo y julio, con 30 gramos de abono compuesto ternario por cada m2. A finales  de agosto, sobre el terreno húmedo suministrar sulfato potásico, a razón de 30gr por m2. Ello favorecerá la maduración de la madera antes de invierno.

 

CUIDADOS DEL INVIERNO

Limpiar los rosales, eliminando los extremos de estilos que tiene flores o frutos secos. Cortar las ramas muertas y hojas. Quitar las hierbas aireando el terreno añadiendo un poco de abono o estiércol maduro. En zonas frías es preferible proteger el punto de injerto  cubriéndolo con un montocillo de tierra a pie del rosal.

 

CHUPONES

Los chupones son brotes, que conviene eliminarlos desde que aparecen, di no son eliminados lo que hace es debilitar las partes injertada.

 

SELECCIÓN DE CAPULLOS

Los rosales en arbusto con grandes flores tienen a menudo ramas con tres capullos en sus extremo0s. Si se desea obtener flores más grandes  y mejor formadas hay que eliminar los dos, dejando solo uno (el capullo terminal.

 

 

TRATAMIENTOS

Los más comunes del rosal:

- Pulgones:   

 

                                   (foto)

 

 

 

-          Oidio: Se manifiestan con manchas blancas en las hojas. Hace que las hojas amarilleen y se seque y produce mal formaciones en los capullos.

-          Roya: Se manifiesta con manchas rojas en las ramas durante verano, el haz de las hojas presenta con mas machas amarillentas y el envés se cubre de pústulas polucrieltas.

-          Botritis: Se manifiesta con manchas negras en las hojas y caen.

 

 

 

Nota: a la aparición de los primeros síntomas tratar con algún producto adecuado.

Nota: es importante evitar el contacto directo de las raíces con el estiércol o abono, en las plantación del rosal.